Evidentemente un backup que no puede ser restaurado no tiene utilidad ya que de nada sirve. Por lo tanto, lo correcto es comprobar que el backup que hiciste realmente funciona ¿y cuál es el mejor momento para realizar esa comprobación? inmediatamente después de haber realizado el backup porque así sabrás que puedes confiar en tu backup. Por lo tanto los pasos serían:

  1. Realizar el backup
  2. Comprobar que el backup puede ser restaurado exitosamente
  3. Archivar el backup

Los pasos 1. y 2. puedes hacerlos con una sola línea de comando escribiendo:

GBAK -b -user SYSDBA -password masterkey MiBaseDatos.FDB stdout | GBAK -user SYSDBA -password masterkey -r stdin Restaurada.FDB

La cual hará un backup de MiBaseDatos.FDB y la restaurará con el nombre Restaurada.FDB y estarás seguro de tener un backup funcional (este proceso puede tardar varios minutos, no te impacientes).

Esto además tiene otra ventaja: puedes zipear el archivo Restaurada.FDB con lo cual tendrás un archivo .ZIP de un tamaño mucho menor que el usual archivo .FBK y también te será mucho más fácil y rápido “restaurar” porque solamente tendrás que unzipear el archivo .ZIP y ya está.